CampañaTegucigalpa, Honduras (Conexihon).- Al menos 22 organizaciones hondureñas, acompañadas por Oxfam, las Agencias de Cooperación Internacional, (ACI) y la Unión Europea, (UE), lanzaron este miércoles una campaña para proteger a los defensores de los derechos humanos, que luchan por la vida, la libertad y la democracia en Honduras.
Entre los puntos para reforzar la campaña está la solicitud para aprobar legislación desde el Congreso Nacional, orientada a la protección de los defensores, y además que el Ejecutivo haga los desembolsos suficientes para que sean efectivos esos programas de defensa.

La campaña se denomina “Alto al Riesgo”, fue presentada en un hotel capitalino, y se pretende promover un ambiente favorable a las actuaciones de las personas defensores de los derechos humanos  en las zonas críticas del país donde hay conflictos por el acceso a la tierra, los territorios y demás bienes de la naturaleza.
El evento  fue presidido por embajador de la Unión Europea, Kettil Karlsen, representante de ACI – DDHH, Petter Buvollen, la  coordinadora de COFADEH, Bertha Oliva, el presidente Comisión de DDHH del CN, Yuri Sabas, el ministro de DDHH, Justicia y Gobernación, Rigoberto Chang Castillo.
En Honduras los defensores de los derechos humanos sufren en el peor de los extremos, ejecuciones sumarias o arbitrarias, torturas, agresiones físicas y sicológicas detención y prisión arbitrarias, amenazas de muerte, hostigamiento y calumnias, falsas acusaciones, y procesos y condenas injustas, según un informe leído en el lugar.
Dato relevante es que la mayoría de esos hechos permanecen casi en total impunidad, como lo admitió en 2013 el entonces fiscal general Luis Rubí, en su informe al Congreso Nacional, en el que admite que “los órganos de investigación no tienen capacidad para dar respuesta, estamos ante un 80 por ciento de impunidad”.
La coordinadora del Cofadeh, Bertha Oliva abrió la jornada destacando el trabajo de las 22 organizaciones que participan en la campaña “Alto al Riesgo”, y reflexionó que con impunidad nadie disfruta la paz y la tranquilidad, por eso la demanda central es la protección de la persona humana.
“Esa demanda pasa por el Congreso Nacional donde está pendiente la aprobación de ley de protección a los defensores de los derechos humanos; y al Poder Ejecutivo que debe asignar recursos para su aplicación, pero precisa readecuar normas internacionales a la legislación nacional”, expresó.
Entre tanto, Ketil Karlsen, manifestó que una de las formas de medir el desempeño de la sociedad es saber el trato a los defensores de derechos humanos. Externó que la importancia de la Ley de Protección a los Defensores de Derechos Humanos, porque para la Unión Europea la defensa de los derechos humanos es fundamental.
En el caso de Honduras –dijo- todavía hay retos importantes, hay grupos vulnerables como periodistas, campesinos, la impunidad es un enorme reto, pero es importante reconocer avances, ahora se habla más de la inclusión de derechos humanos, es bueno la apertura de una oficina de derechos humanos, un centro de atención a mujeres víctimas de violencia y la discusión de la ley de defensa de los derechos humanos. Se deben abrir más espacios para los defensores de derechos humanos.
Por su lado, Rigoberto Chang Castillo, expuso que es importante esta campaña Alto al riesgo, para proteger a los operadores de los derechos humanos, porque ahora se trata de respetar los derechos humanos, de acuerdo a los compromisos internacionales suscritos por el gobierno.
Desde el gobierno somos observadores de los derechos humanos, dijo, al tiempo que recordó que fue solicitud de este gobierno abrir una oficina en representación del Alto comisionado de los derechos humanos de Naciones Unidos,  y en los próximos días estará listo el primer observatorio de derechos humanos, para conocer los resultados, falencias y en que se deben fortalecer los derechos humanos.
“Venimos de una anticultura donde no se respeta la vida, la ley, los grupos sociales, pero esto está cambiando. Los derechos humanos deben cumplirse, es fundamental aprobar esa ley de protección a los defensores”, dijo, al tiempo que pidió a diputados agilizar la aprobación. Se comprometió a gestionar recursos para la implementación de la ley, es un compromiso del presidente y su gabinete.
Entre tanto, Petter Buvollen, apuntó que hay quienes miran a los defensores de los derechos humanos como enemigos.
Y es que en el Congreso Nacional aún queda pendiente la aprobación de una ley que proteja a sectores vulnerables de la sociedad, además adecuar otras legislaciones internacionales a las nacionales. La ley no se había aprobado en tercer debate en el CN por falta de presupuesto para aplicarla.

 

Fuente: http://conexihon.info/